“La restauración de mama es igual de importante que la quimioterapia”

Los tratamientos de cirugía plástica, en general, y las técnicas de reconstrucción mamaria, en particular, han evolucionado sorprendentemente en los últimos años. Muestra de ello son los grandes resultados que a día de hoy se pueden obtener en el momento de reconstruir un pecho que ha sido mastectomizado tras el tratamiento de un cáncer.

Así lo constata Jaume Masià, jefe de cirugía plástica y reparadora del Hospital de la Santa Creu i Sant Pau y el Hospital del Mar de Barcelona, “si el cirujano plástico está especializado en cáncer de mama y reconstrucción mamaria, podemos conseguir siempre un resultado aceptable y en muchos casos espectaculares, hasta el punto de no poder distinguir si una paciente ha sido mastectomizada”, explica.

Atrás quedan unas reconstrucciones mamarias algo decepcionantes que no acababan de contentar a las pacientes debido a inconvenientes que se manifestaban en forma de durezas en el tejido quemado por la radioterapia o la tirantez en la zona pectoral a la hora de estirar el brazo.

“Estos inconvenientes son igual de invalidantes que no tener pecho”, confiesa el doctor, reivindicando la satisfacción de la paciente y su estética. “Hoy podemos reparar el pecho con la misma forma y tacto, dando sensibilidad de dolor, de percepción, de calor y de tacto; prácticamente es la restauración de lo que hemos tenido que alterar con el cáncer de mama”.

 Contradictoriamente, aún se cuentan casos de pacientes donde tras el cáncer no se le proporciona la suficiente información. El doctor Masià explica que la Sociedad Española de Cirugía Plástica detectó hace cinco años que en el contexto español, casi un 30% de pacientes que se sometían a un tratamiento de cáncer mamario no recibían información de a qué podían aspirar ni de a qué técnicas de reconstrucción podían optar.En este sentido, “cada semana me encuentro a pacientes que no se les ha indicado el tratamiento completo, y que cuentan que de donde proceden no se les puede realizar determinadas reconstrucciones satisfactorias”, añade el cirujano.

Por estos motivos, el jefe de cirugía plástica del Hospital Sant Pau cree necesario que “el paciente tiene que tomar parte en la decisión terapéutica, debe conocer bien lo que se le va a hacer, los límites y las expectativas a las que puede someterse”, en clara alusión a la elección de un centro sanitario competente entre el extenso abanico de hospitales que tiene a su disposición.

De este modo, “los servicios y grupos profesionales que no están tan actualizados, debido a esa presión, harán el esfuerzo de avanzar”, añade. “Médicos, pacientes, administración y medios de comunicación deberíamos luchar para que la famosa equidad de la que todos presumimos del sistema sanitario español sea una realidad. Que la paciente que se trata en Tortosa reciba el mismo tratamiento que la que se trata en el centro de Barcelona o de Madrid”, concluye Masià.

El doctor reivindica el papel de la cirugía plástica en el proceso de recuperación del paciente, porque “a día de hoy no nos cabe en la cabeza que ante un cáncer de mama, y tras hacer la radioterapia, luego no hagamos la reconstrucción de un pecho, ya que es igual de importante la restauración de la mama como la quimioterapia o la radioterapia”.

La visión optimista y positiva del doctor Jaume Masià está compartida por el resto de responsables médicos del Hospital Sant Pau y de su Institut de Recerca que organizaron el pasado sábado 22 de abril la segunda jornada participativa sobre calidad de vida y cáncer de mama, denominada “Entre Nosaltres”, en el recinto modernista del centro sanitario.

 

http://www.lavanguardia.com/vida/

 

La 2 estrena ‘Historias de mujeres’, una radiografía del cáncer de mama

La 2 estrenó el martes día 25 de abril a las 21.00 horas la primera entrega de “Historias de mujeres”, serie documental sobre el cáncer de mama que viaja a cinco países para conocer casos narrados en primera persona. Este proyecto ideado por la oncóloga Laura García y dirigido por la periodista Paz Rubio, hace una radiografía del cáncer de mama para ayudar a prevenirlo. China es el primer destino.

El cáncer de mama es uno de los tumores más frecuentes en las mujeres y se calcula que en España una de cada nueve lo padecerá. Gracias a las aportaciones de la investigación, a la detección precoz y a los tratamientos más eficaces, el índice de supervivencia es cada vez mayor.

China es la primera parada de Historias de mujeres. El equipo de RTVE ha viajado hasta este país en el que viven más de 1.300 millones de personas y que ha registrado un incremento notable del cáncer de mama. En este trabajo se han visitado junto a la oncóloga Laura García Estévez, hospitales de referencia en Xian y Pekín. Además, se ha entrevistado a mujeres de todas las edades que han sufrido o sufren esta enfermedad y se ha comprobado cómo se complementan, en mucho casos, los tratamientos occidentales con los chinos. Próximamente se sumarán otros destinos en Europa, África y América para ver desde el lado humanitario y médico qué medios y tratamientos se usan para combatirlo.

Historias de mujeres es un proyecto pionero y único que cuenta con el aval del Instituto de la Mujer, dependiente del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. El equipo de RTVE que hace posible esta serie de documentales está formado por Paz Rubio, Laura García Estévez, Francisco Magallón, Juan Antonio Barroso, Juan Antonio Giné, Encarnación Paulete y Teresa Torres.

 

http://www.noticiasdealava.com/