Nuevo paso contra el cáncer de mama metastásico

El cáncer de mama es el más común entre las mujeres. Cada año se diagnostican 1,7 millones de nuevos casos en todo el mundo. Hasta un 30% de las mujeres diagnosticadas de cáncer de mama en estadio precoz acabarán desarrollando enfermedad metastásica. De hecho, entre el 5 y el 10% de los casos de cáncer de mama se presentan como enfermedad metastásica en el momento del diagnóstico inicial.

Por el momento, el cáncer de mama metastásico es incurable por lo que el objetivo principal a lo largo del tratamiento es prolongar la supervivencia de las pacientes, manteniendo un nivel óptimo de bienestar. Como un nuevo paso terapéutico en la lucha contra esta enfermedad, el laboratorio Pfizer ha anunciado que desde este mes esta disponible en España palbociclib, un nuevo tratamiento comercializado como Ibrance para el tratamiento de mujeres con cáncer de mama localmente avanzado o metastásico con receptores hormonales positivos y receptor 2 del factor de crecimiento epidérmico humano negativo. El medicamento ha recibido la aprobación para esta indicación en combinación con un inhibidor de la aromatasa y en combinación con fulvestrant en mujeres que han recibido previamente terapia endocrina.

La inclusión en el Sistema Nacional de Salud se formaliza en nuestro país después de que palbociclib recibiera la aprobación por parte de la Comisión Europea en noviembre de 2016, tras evaluar los datos de los ensayos clínicos realizados. “El cáncer de mama metastásico presenta necesidades muy complejas en su abordaje. Desde el plano médico hasta el emocional, tanto pacientes como profesionales de la salud nos enfrentamos a retos que no encontramos en fases previas de la enfermedad”, declara el doctor Miguel Martín, presidente del Grupo Español de Investigación en Cáncer de Mama (Geicam) y jefe del Servicio de Oncología Médica del Hospital Gregorio Marañón.

Según explica el experto, este tratamiento ofrece a este grupo de pacientes “diez meses más de supervivencia libre de progresión frente al tratamiento estándar en primera línea. En las pacientes que han progresado tras una terapia previa, palbociclib proporciona 6,6 meses más de supervivencia libre de progresión frente al tratamiento de referencia utilizado”.

En 2015, se produjeron aproximadamente 560.000 muertes por cáncer de mama en todo el mundo, y más del 90% de ellas se debió a la diseminación de la enfermedad a otras partes del cuerpo (metástasis).

 

http://www.diariodesevilla.es/salud/

Leave a comment